20/07/2014

El clonado de las plantas de marihuana

Elige una buena “planta madre” y genera copias de seguridad

Si has decidido hacerte criador de marihuana llegará el momento en el que te plantees cultivar una variedad genética que reúna todos tus gustos.

Después de haber realizado una buena cosecha puede que quieras conservar las propiedades de esa planta para el resto de tu vida como cultivador de marihuana.

planta madre

Para ello deberás escoger una buena “Planta Madre” de marihuana y empezar con el proceso de clonado que te explicamos a continuación.

Obviamente uno de los factores claves para la elección de la planta madre serán sus efectos, su sabor, y su aroma.

Pero existen otros parámetros que debe cumplir la planta seleccionada para ser útil en la clonación.

En primer lugar debes asegurarte de que la planta de cannabis es hembra.

Una vez hayas seleccionado las mejores hembras deberás tener en cuenta los siguientes factores:

  • la producción
  • la rapidez de floración
  • la resistencia a plagas y hongos
  • que sea fácil de esquejear
  • que tenga potencia de THC o CBD
  • que tenga una edad mínima de 45 días

Si ya tienes el ejemplar de tu planta de marihuana ideal, ya puedes proceder al clonado.

¿Qué es el clonado de la marihuana?

Los clones de la marihuana son copias genéticas exactas que se obtienen de la planta donante.

esqueje marihuanaSe pueden obtener estos esquejes de cualquier parte de la planta, siempre y cuando contengan una yema en fase de crecimiento.

Te recomendamos que hagas los esquejes de los tallos y los brotes jóvenes, verdes y tiernos. La mejor zona es la parte superior de la planta, pues está llena de partes recién nacidas.

La clonación de la planta marihuana paso a paso

1.- Elegir los esquejes: Te recomendamos que los esquejes incluyan como mínimo tres nódulos de hojas y midan entre 7 y 8 cm de longitud.

Cuando hayas localizado el brote, córtalo con unas tijeras bien afiladas.

2.- Limpiar los brotes: Deposita el brote en una superficie plana, te recomendamos una tabla de cocina por ejemplo, y retira todas las hojas menos las dos superiores con una cuchilla de afeitar.

Deja al menos dos hojas pues el esqueje necesita producir la fotosíntesis para que las raíces crezcan sanas.

3.- Corta el tallo en un ángulo de 45º por debajo del nódulo. Después introduce el tallo cortado en agua limpia y tibia para evitar que se forme una burbuja de aire.

esqueje marihuana agua

4.- Retirar el esqueje del agua y eliminar el agua sobrante con cuidado. Afeitar la zona inferior del tallo desde la base hasta el primer nódulo. Lo mejor es rascar suavemente la superficie del tallo con la cuchilla de afeitar en horizontal.

5.- Sumergir la zona afeitada del esqueje en una solución de hormonas o de gel. Asegurarse de que queda bien cubierta.

6.- Plantar el esqueje en el agujero del sustrato y presionar levemente alrededor de la base.

7.- Colocar los esquejes en el programador y humedecer ligeramente con un pulverizador. Este es un momento en el que se debe cuidar mucho la humedad de las hojas.

esquejes marihuana

Ten en cuenta que los pequeños esquejes no cuentan con raíces, así que deberás cuidar la humedad de las hojas con mucho mimo.

Al cabo de un par de días, te aconsejamos que abras los respiraderos para renovar el aire.

Como norma general los esquejes se rocían dos veces al día con agua, a la que le puedes añadir un nutriente de floración suave.

Los clones necesitan niveles de luz bajos bastará con 18 a 24 horas de luz fluorescente.

El entorno ideal para que los esquejes se desarrollen es una temperatura de 24 a 26 º C, el aire a 3 grados menos y una humedad de al menos un 90%.

Pasada una semana los esquejes deberán tener una apariencias sana, si hay esquejes mustios deberás retirarlos.

A partir de la primera semana, ya estarán echando raíces, así que te recomendamos que controles los sustratos de cultivo para ver su evolución.

esquejes marihuana

Cómo deben evolucionar los esquejes de la marihuana día a día:

  • Día 1: Esqueje un poco mustio
  • Día 2: Planta con aspecto más saludable
  • Día 3: Esqueje erguido
  • Día 4: Plantas con colores vivos
  • Día 7: los esquejes habrán desarrollado sus raíces.

8.- El Trasplante: Cuando hayas comprobado que asoma un sistema de raíces en el sustrato de cultivo ya podrás realizar el trasplante en una maceta de 3.5 L.

Este es el momento cumbre de la clonación, acuérdate de regar y alimentar la planta después del trasplante y disfruta de los hijos de tu “Planta Madre”